Silent Hill: Downpour

Desarrollador: VATRA Games (los de Rush’N Attack: Ex-Patriot)
Distribuidor: Konami
Disponible en: PlayStation 3, Xbox 360

Las novedades presentes en este survival horror psicológico son tímidas si lo comparamos con Castlevania: Lords of Shadow, franquicia, al igual que Silent Hill, delegada por Konami en un estudio externo europeo. Brian Gómez, director de diseño de VATRA Games hasta el pasado mes de noviembre, ha tomado buena nota de la acogida recibida por propuestas como Amnesia: The Dark Descent (2010) y su secuela Justine (2011), con una filosofía que retorna a los personajes con obstáculos de carácter interno, de manera que éste se haga atractivo a los ojos del jugador, en detrimento de la espectacularidad de unos enfrentamientos contra monstruos, algo que abunda ya en otros géneros. En Downpour de nuevo están los combates contra las manifestaciones más execrables de los miedos y ansiedades internos del protagonista, como en todo Silent Hill, pero se podría decir que no configuran el eje central del gameplay. De hecho, es posible y necesario para desbloquear un trofeo pasarse el juego sin matar a ninguna criatura. El problema es que Downpour no sabe muy bien qué hacer para compensar esa ausencia: convierte los combates en algo testimonial, muy bien ejecutado, sin fisuras, pero altamente improductivo (los enemigos no sueltan items ni dejan experiencia, pero en un nivel medio de dificultad tampoco suponen un obstáculo realmente peligroso) y a cambio reniega al jugador la posibilidad de afrontar los enfrentamientos desde otro ángulo, el del escondite y el sigilo, un camino abierto por Frictional Games del que esperábamos alguien se hiciese con el testigo. Habrá que esperar. Sigue leyendo

Anuncios